Nota

Nota: Respetar y el saber estar. Es mi lema para vivir de frente la vida. Amo a los animales por encima de muchos humanos. La vida no es facil ni nadie regala nada, pero ha sido y sigue siendo, mi escuela de evolución y eso hago, evolucionar un poco más cada día. Tengo el convencimiento de que, sin humildad, humanidad y amor a todo ser vivo del planeta, el ser humano está vacío. Casi siempre me dejo guiar por el corazón, aunque me lleve muchos disgustos, pero no me importa, prefiero ofrecer amor incondicional, que pasar por la vida sin ofrecer nada. Soy amiga de mis amigos y los defiendo con la mejor arma que tengo a mi alcance y de la única manera que sé, con la sinceridad y verdad. Me aparto de las mentiras y de las personas toxicas y que hacen de la mentira, su bandera, para lograr sus objetivos. Valoro tal vez demasiado, la amistad, me doy demasiado, pero no la entiendo de otra manera. Aun no siendo rencorosa y perdonar con facilidad, aparto sin temblarme el pulso, a las personas que traicionan mi amistad. Quien no la entienda como yo, solo será visitante en mi vida. Si no eres afín a mi personalidad y no eres defensora/ or de los animales, no me interesas ni como humano ni como amigo. Te agradecería que me borraras de tus amigos y salieras de esta página.

domingo, 8 de enero de 2012

Luna





Luna testigo directo de un amor,

testigo, pasivo y callado de devaneo furtivos

y amores escondidos.



Te alzas altiva y entera.

Mí cómplice y compañera, sonriendo contenta, porque tú presentías, que no le querría, sabias que amaba a otro y aún así, callaste quedándote dormida.



Luna testigo directo, de esta mujer enamorada que ha pagado muy cara su pasión, contándole la vida.



 Poema inédito, Ana Giner.

13 comentarios:

  1. La luna nos llama con su influjo y acudimos a ella para desvelar las interrogaciones...

    Un beso Ana¡¡¡

    ResponderEliminar
  2. La luna como testigo de amores silenciados. Un poema en el que el corazón habla.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Si nos contara la Luna de cuántos amores ha sido testigo silenciosa... no los podríamos creer!

    Hermosos versos que invitan a la instrospección y a las reflexiones nocturnas...

    Un beso, Ana!

    ResponderEliminar
  4. Preciosa poesía sobre la Luna, Ana.....La verdad, es que es una loa para los sentidos...., plasmado en un poema para regocijo nuestro....
    ¿Quien no le ha contado alguna vez sus penas o alegrías a la luna....?, la verdad es que su influjo tiene mucho poder..., las mareas del mar suben y bajan por el poder que ejerce la misma... También sobre plantas, personas, tiempo de cultivos, rituales ancestrales...,etc...
    La verdad es que la adoro, me gusta contemplarla con el ruído del mar de fondo...., esa luz maravillosa..., cambiante...
    Amiga, gracias por deleitarme con esta hermosa poesía...
    Besitos mil.

    ResponderEliminar
  5. De plata bruñida es el signo que atrapa. Hace resurgir lo oculto. Le hablamos por saber que ella no contestara, porque ella no nos recriminara, porque es cuna de diosas oscuras. Llena o vacía existe y el corazón se emperra en amarla llena. Ella, ríe a carcajadas cuando un amor se quiebra. Rememora así, tiempos antaños. Brujas y hechiceras la usaban para dañar, para quebrar vidas en noches plateadas. Para con sus lagrimas crear pócimas.
    Mi preferida sin duda es, justamente por su oscura historia, mucho más cuando no reside, cuando es luna vacía. Hermoso poema. Digno de la más extensa meditación. Un abrazo Himechan.

    ResponderEliminar
  6. Bello poema, Ana.

    La luna como testigo de amores furtivos, eclipsándose para mantener la complicidad.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Precioso poema mi niña, la luna siempre testigo de todo.

    "Luna de plata,
    llévale unas palabras extraviadas y locas en este papel,
    dile que quiero ser suya,
    que tengo mil caricias queriendo salir,
    que quiero su lienzo, su geografía,
    que quiero ser suya,
    que quiero en sus brazos sentirme mujer!

    Te felicito mi niña guapa y me alegro que de nuevo dejes tu esencia aquí plasmada. Se echaba de menos.........Mil besos

    ResponderEliminar
  8. Me alegro de ese cambio en tus escritos dándoles un nuevo toque mágico a tu noche.
    Espero leer pronto un nuevo éxito en tu palmares y sonreiré al leerlo, lamentando no haber estado.
    Sigue así

    ResponderEliminar
  9. Mi querida niña, antes se me olvidó resaltar algo que leí en el comentario de Dani, siempre me pregunté que significaría Himechan y hoy tuve la oportunidad de preguntarle a alguien que adora esa cultura japonesa y ya sé que significa. " pequeña princesa".

    Y sabes niña? esa palabra me trajo tantos recuerdos hermosos.............hubo alguien que tambien solía decirme eso, pero en español, jajajajaja y creo que es una palabra hermosa, tan hermosa como tú mi niña. Es hermoso que desde el cariño alguien te despida así con ese princesa. Con el permiso de Dani yo tambien me despido así, un beso preciosa Himechan.

    ResponderEliminar
  10. Yeeeee, Yoli, no te copies… Jajajaja. Es pequeñita… y princesa de lugares inexistentes físicamente pero, no por ello insignificantes reinos. Es princesita del mundo donde no hay cielos ni tierras. Ni siquiera estrellas. Sólo amor allí reside. De todo tipo y colores, pero solo amor.
    Yoli, un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. tu eres linda sienpre.

    encanto.. alma iluminada

    luz de luna


    un beso!!

    ResponderEliminar

Sed respetuosos con vuestros comentarios. Todos tenemos nuestra verdad y razón. El respeto a la opinión de los demás, nos hace seres tolerantes.