Nota

Nota: Respetar y el saber estar. Es mi lema para vivir de frente la vida. Amo a los animales por encima de muchos humanos. La vida no es facil ni nadie regala nada, pero ha sido y sigue siendo, mi escuela de evolución y eso hago, evolucionar un poco más cada día. Tengo el convencimiento de que, sin humildad, humanidad y amor a todo ser vivo del planeta, el ser humano está vacío. Casi siempre me dejo guiar por el corazón, aunque me lleve muchos disgustos, pero no me importa, prefiero ofrecer amor incondicional, que pasar por la vida sin ofrecer nada. Soy amiga de mis amigos y los defiendo con la mejor arma que tengo a mi alcance y de la única manera que sé, con la sinceridad y verdad. Me aparto de las mentiras y de las personas toxicas y que hacen de la mentira, su bandera, para lograr sus objetivos. Valoro tal vez demasiado, la amistad, me doy demasiado, pero no la entiendo de otra manera. Aun no siendo rencorosa y perdonar con facilidad, aparto sin temblarme el pulso, a las personas que traicionan mi amistad. Quien no la entienda como yo, solo será visitante en mi vida. Si no eres afín a mi personalidad y no eres defensora/ or de los animales, no me interesas ni como humano ni como amigo. Te agradecería que me borraras de tus amigos y salieras de esta página.

martes, 2 de enero de 2018

Actua


El Código Civil español data nada más y nada menos que de 1889. Para esta ley, que a lo largo del tiempo ha ido registrando numerosas reformas para modernizarse e irse adaptando en otros aspectos, los animales todavía son considerados “bienes semovientes”, es decir, meras cosas.

España necesita adecuar su Código Civil a la realidad social y legal actual. Por ello, el Observatorio Justicia y Defensa Animal, desde el año 2015, está promoviendo una reforma del Código Civil para que los animales reciban el estatuto jurídico que ya les otorga el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europa que, en su artículo 13, reconoce a los animales como seres sintientes, es decir, seres vivos dotados de sensibilidad.

“Este anacronismo legal ya se ha reformado en otros Códigos Civiles como el catalán, que reconoce expresamente que los animales no son cosas, o el Código Civil francés, austriaco, suizo o alemán, que ya han llevado a cabo la pertinente reforma para cambiar el estatuto jurídico de los animales de “cosas” a “seres vivos dotados de sensibilidad’”, sentencia Nuria Menéndez de Llano, abogada y portavoz del Observatorio.

Con la norma actual, los animales de compañía, por ejemplo, se equiparan con otros bienes de carácter mueble, lo que permite que sean embargados y ejecutados por los acreedores; subastados para liquidar una comunidad de gananciales; o introducidos en lotes y sorteados en supuestos hereditarios.
Es hora de un cambio

La legislación española debe asumir que los animales son seres sintientes con derechos reconocidos y protegidos por ese mismo Ordenamiento Jurídico del que forma parte el Código Civil, y así es como debe amoldar la legislación a la sociedad contemporánea y al reconocimiento, afecto y respeto que se merecen los seres sintientes, con quienes incluso se convive.

La propuesta por la que se insta al Gobierno a reformar el Código Civil para que los animales dejen de ser consideradas cosas, se debatirá finalmente en el Pleno del Congreso del próximo martes, 14 de febrero. La iniciativa, que fue registrada en octubre, ya se ha visto respaldada con el aval de más de 240.000 firmas recogidas a través de Change.org por el Observatorio Justicia y Defensa Animal.

La proposición no de ley reclama, entre otros, una modificación del Código Civil para que los animales de compañía resulten inembargables, absolutamente indivisibles en situaciones de comunidad, e intransferibles en negocios onerosos. Es decir, quiere que se reconozca la naturaleza extrapatrimonial de los animales de compañía.
¡Actúa!

Durante la discusión en el pleno, el próximo día martes 14 de febrero, estaremos recordando a los legisladores que un animal no se parece en nada a una silla o un televisor. Con el hashtag #AnimalesNOsonCosas el Observatorio Justicia y Defensa Animal nos invita a actuar en Twitter y en otras redes sociales, especialmente, desde las 15 hr. de ese día, momento en que se inicia el pleno en el Congreso.

Si aún no has firmado la petición para que los animales dejen de ser considerados cosas, estás a tiempo. Accede a la petición a través de este enlace y comparte con tus amigos y contactos. ¡Hagamos historia por los animales!